Limpieza de colchones, ¡cosas que deberías saber!

El colchón es uno de los muebles más importantes de nuestro hogar y en el que pasamos un tercio del día, por lo que es importante saber limpiarlo correctamente para prolongar su vida y tener  a la vez una mayor salud y bienestar.

cama_limpieza-colchones

Si el colchón no tiene una adecuada higiene, acarreará alergias y otros problemas que afectarán a la salud de las personas, por lo que debéis estar bien atento a los consejos que vamos a compartir en este post de limpieza de colchones.

Cada vez que se cambien las sabanas, se debe ventilar el colchón, esto al menos una vez cada siete días. Lo ideal es sacarlo un rato al exterior pero si no se puede, al menos dejarlo en la habitación durante unos 30 minutos, con las ventajas abiertas antes de volver hacer la cama.

Cada seis meses, se le debe dar la vuelta. De esta manera, el colchón ser irá degastando a partes iguales y se evitará que algunas zonas estén más deformadas que otras y afecten al descanso.

Los ácaros son el peor enemigo y la mayor pesadilla para cualquier colchón, además se llevan bien con las altas temperaturas. Por lo que es importante que la habitación esté bien ventilada y fresca. Es importante usar fundas antiácaros y cada cierto tiempo, se debe aplicar sobre el colchón una aspiradora especial que limpiará en profundidad.  Se debe hacer al menos, dos o tres veces al año.

Si el colchón tiene mal olor

A los colchones con mal olor, se les debe aplicar bicarbonato de sodio. Luego,  de tiene que tapar con un plástico y dejar que actúe durante unas ocho horas. Pasado ese tiempo, se debe aspirar el bicarbonato y aplicar un líquido desinfectante que aporte aroma al colchón.

Posteriormente, dejarlo secar y ventilarlo bien durante media hora. El colchón quedará como nuevo, sin malos olores.

El colchón tiene manchas

La mayoría de las manchas saldrán con un paño húmedo, agua y jabón. Es importante mojar el colchón lo menos posible ya que la humedad se filtraría hacia el interior del colchón y saldrán manchas de humedad que serían prácticamente imposibles de quitar.

Hay manchas difíciles de que salgan, para las que se puede aplicar algunos trucos caseros, como el de aplicar vinagre blanco y dejarle actuar durante unos diez minutos. Luego se vuelve a espolvorear bicarbonato de sodio y se deja actuar durante otros 5 minutos.

Pasado ese tiempo, con la aspiradora se aspira el bicarbonato. Si la mancha no ha salido, se puede probar a pasar una esponja un poco húmeda con agua oxigenada y frotar fuerte con movimientos circulares. Luego, se deja secar y es muy probable que la mancha salga.

Las fundas del colchón

Las fundas del colchón también necesitan de una limpieza profunda, por lo que se deben poner en remojo en agua caliente, añadiendo una taza de vinagre y añadir una vez más un par de cucharadas de bicarbonato de sodio. Dejar durante un par de horas y al terminar, secar al aire libre.

Perfumar el colchón

Una vez que está todo limpito, se puede perfumar el colchón, incluso hay aromas que ayudan a aliviar el estrés y la ansiedad.

Si sigues estos consejos, dormirás más y mejor y recuerda utilizar siempre un protector para el colchón, lavarlo con periodicidad, darle la vuelta cada seis meses y airear la habitación a diario antes de hacer la cama.

Compártelo en tus redes sociales favoritas ...Share on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Tumblr

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*