¿Cómo hacer una maleta para ahorrar espacio y que quepa todo?

Puede ser que en tu próximo viaje de verano, hacer la maleta suponga un auténtico quebradero de cabeza. Por ello, vamos a intentar recopilar determinados consejos útiles que te ayuden a organizar un equipaje diez.

ALCAMPO_FOTO_MALETA

El tipo de equipaje

El primer paso es seleccionar el tipo de equipaje a utilizar. Esto va a depender de los días que conste el viaje, si es un viaje a una o varias ciudades, los medios de transporte a utilizar, la temperatura del lugar… etc.

Si se trata de un viaje en el que no te vas a mover mucho de un sitio a otro, lo mejor será utilizar una maleta de uso común. Por el contrario, si tu aventura va a tener distintas paradas, quizás la mochila es la opción ideal.

Organizar la ropa por conjuntos

A nuestro parecer, lo más importante es tener un viaje cómodo y organizar la ropa que normalmente usas por conjuntos. Es decir, se trata de seleccionar aquella ropa que combine bien una con otra. Por ejemplo, llevar conjuntos de diario que puedas utilizar varios días mezclándolos entre sí. Luego, si llevas algo de ropa más especial como camisetas, pantalones o vestidos, igualmente debes procurar que compaginen bien unas prendas con otras.

Lavar la ropa

Lavar la ropa mientras estás de viaje te permitirá llevar menos volumen en la maleta. Con la ropa interior lo tienes fácil, ya que la podrás lavar a mano en cualquier lugar y tenderla para que se seque en el hotel, apartamento o coche. El resto de vestuario que vas a llevar para tu viaje debería ser ropa que no tarde mucho en secarse y sea fácil de planchar. Debes intentar ser práctico.

Enrollar la ropa

Una forma de ganar espacio en tu maleta es enrollando la ropa en lugar de doblarla. No tengas miedo, apenas se arrugará. Este truco lo puedes utilizar tanto al hacer la maleta antes de viajar como luego, a la vuelta.

Aprovechar el espacio de la maleta al 100%

Aquí te recomendamos que empieces por meter en la maleta las piezas más grandes, para luego meter las más pequeñas. Para que se entienda mejor, imaginemos un bote de cristal que hay que rellenar de piedras, algunas son grandes y otras pequeñas. Si lo primero que metemos son las piedras pequeñas, luego las grandes tendrán dificultad para encontrar su espacio. Si en su lugar, optamos primero por meter las piedras grandes, luego las pequeñas irán encontrando los espacios suficientes para entrar sin problemas en el bote de cristal.

Usar bolsas vacías

Algo básico y que muchos no llevan son bolsas vacías. Nosotros  recomendamos llevar dos, una para ir metiendo la ropa sucia y no mezclar con la limpia, y otra para meter prendas que se hayan mojado o zapatos que estén sucios.

Separar los artículos electrónicos

Lo ideal es usar una maleta de mano o una mochila para meter el portátil, la Tablet, el cargador, cámara de fotos, etc. Hay muchas diseñadas especialmente para esto. Si finalmente optas por introducirlos en la maleta de la ropa, colócalos en el centro para que esos objetos vayan mucho más protegidos.

Los líquidos separados

Evita llevarte la sorpresa de que tu ropa ha llegado manchada de champú. Puedes utilizar un neceser para todo esto o una bolsa de plástico transparente si vas a viajar en avión. Recuerda que aquí no podrás llevar más de 100 mililitros de líquidos.

Los documentos importantes

Los documentos importantes no deben ir en la maleta, deben estar siempre contigo. Hablamos del pasaporte, DNI o dinero. Si te roban la maleta o la pierdes, al menos tienes con qué sobrevivir.

Sin duda, estos consejos te ayudarán a planificar mejor tu viaje y evitar un poco o mucho estrés. Así que asegúrate de que llevas todo lo importante de forma organizada para disfrutar al máximo de tus vacaciones.

Compártelo en tus redes sociales favoritas ...Share on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Tumblr

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*