5 ejercicios que puedes hacer en el agua para mantenerte en forma

Este verano darte un chapuzón y ponerte en forma es posible. Hacer ejercicio físico en el agua de la piscina o de la playa te va a reportar interesantes beneficios para la salud, una buena forma de evitar el sedentarismo durante las vacaciones o de tener que sudar en exceso haciendo deporte o yendo al gimnasio. A continuación, te ofrecemos cinco ejercicios que puedes hacer en el agua para mantenerte en forma y, por qué no, divertirte.

EJERCICIOS-AGUA

Nadar, el ejercicio más completo. Es bien conocido que la natación ejercita todo el cuerpo. Es una de las opciones más cómodas y completas para hacer si vas a la piscina o la playa. La natación alarga y fortalece todos los músculos, especialmente las piernas, la espalda y los brazos. Es un deporte muy recomendado para fortalecer el corazón. Las primeras veces haz distancias cortas y pausadas, para cada vez que lo necesites. Cuando ya cojas más forma, aumenta el tiempo de nado y aumenta la velocidad y esfuerzo, pero siempre manteniendo un ritmo constante.

Camina por el agua. Una buena manera de empezar a coger el ritmo a principios de verano es dar intensas caminatas por la orilla. Recuerda que el agua debe cubrir parte de tus piernas para fortalecer aún más la musculatura y aumentar la resistencia. Si son los primeros días, camina con el agua por debajo de la rodilla, cuando ya cojas el hábito, haz que el agua te cubra hasta las caderas. Da largas zancadas y a un ritmo constante. Podemos ir cambiando la velocidad cada 30 segundos.

Pedalea en el agua. Este ejercicio es muy recomendable para fortalecer los músculos de las piernas y caderas, además de un ejercicio muy completo para perder peso. La piscina es el mejor medio, por comodidad. Métete en el agua y apoya tus brazos en el borde de la piscina, empieza a mover tus piernas como si estuvieras pedaleando en la bicicleta. Trata de mantener este ejercicio de forma constante de 3 a 5 minutos. Si este ejercicio te resulta muy costoso, puedes optar por sentarte en el borde de la piscina y meter tus piernas con el agua hasta las rodillas. Empieza a patalear de una velocidad lenta a muy fuerte en pocos segundos. También es un buen ejercicio para fortalecer tus piernas.

Fortalece tus brazos. Al igual que hemos hecho con las piernas y el pedaleo, métete en el agua en un lugar cómodo donde hagas pie y que te cubra bien el agua por encima del pecho. Empieza haciendo ejercicios y movimientos de boxeo con tus brazos durante 2 ó 3 minutos, combina este ejercicio con brazadas, con las palmas de las manos abiertas y siempre con los brazos metidos bajo el agua, notarás lo difícil que es moverlos y cómo fortaleces tu musculatura.

Mantén el equilibrio. Métete en el agua y, al menos, que te cubra hasta el pecho. Dobla una pierna y levántala hasta la cintura. Mantén esta posición durante al menos 30 segundos. Bajamos la pierna y repetimos la operación con la otra pierna. Repite este ejercicio al menos 5 veces en cada pierna. Puedes ayudarte con un churro de poliestireno para mantener una postura más recta, o en el bordillo de la piscina.

Cómo ves, mantenerte en forma este verano es muy sencillo. Recuerda que, como cualquier otro ejercicio físico o deporte, conviene beber agua antes, durante y después del entrenamiento. La hidratación, incluso dentro del agua, es esencial. Por regla general, para todos estos tipos de ejercicios se recomienda que el nivel del agua llegue hasta la altura de la cintura o el pecho. No fuerces el cuerpo más de lo necesario. ¡Practica estos ejercicios y ponte en forma sin salir del agua!

Compártelo en tus redes sociales favoritas ...Share on FacebookShare on Google+Share on LinkedInTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Tumblr

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*